La candidata a diputada nacional por la alianza Cambiemos en la Ciudad de Buenos Aires dijo, entre otras cosas, que había “un 20% de posibilidades” de que Maldonado, que apareció muerto, estuviera en Chile. En todo el país, los candidatos macristas intentan despegarse de la legisladora.    

La diputada nacional Elisa Carrió puso en jaque a Cambiemos por sus dichos sobre el caso de Santiago Maldonado. Periodistas de medios nacionales aseguran que el presidente Mauricio Macri está preocupado por cómo pueden incidir los impulsos de la legisladora desbocada.

“Hay un 20 por ciento de posibilidades de que este chico –Santiago Maldonado- esté en Chile”, dijo “Lilita” Carrió en el programa a Dos Voces de TN, pocas horas antes de que los investigadores encontrarán el cuerpo en el río Chubut. “El tiempo siempre me dio la razón”, agregó  después en otro medio.

Con el cuerpo de Maldonado ya en la morgue, en el programa Los Leuco de TN Carrió volvió a derrapar. Cuando los periodistas explicaban que el cuerpo podría haberse conservado por las bajas temperaturas de esas aguas, la diputada acotó “es como Walt Disney”, cuyo cadáver permanece congelado para su conservación.

Recientemente, en Twitter la legisladora dio a entender que tras sus dichos fue abandonada por “el mundo político”. En la Casa Rosada la mandaron a callar. El jueves, diario La Nación aseguró que “suspendieron todas las apariciones mediáticas de la candidata”.

Ese mismo diario aclaró que “algunos funcionarios del presidente Mauricio Macri dejaron trascender que existe malestar con las declaraciones recientes” de Carrió.

A pocas horas de los comicios, la alianza Cambiemos en todo el país está preocupada por cómo pueden incidir en el electorado estos exabruptos de la diputada denunciadora compulsiva.